Rusia bombardea Idlib y Hama

Rusia bombardea Idlib y Hama

Rusia bombardea Idlib y Hama

Rusia e Irán apoyaron la víspera el derecho del régimen sirio de lanzar una ofensiva en Idlib para liquidar a los terroristas presentes en esa zona del noroeste del país, ya que la situación en esa provincia ni puede ser tolerada de forma indefinida.

El régimen del presidente sirio, Bashar al Asad, decidido a recuperar el conjunto del territorio, reunió refuerzos en los alrededores de la provincia, fronteriza con Turquía y dominada por los yihadistas de Tahrir al Sham (HTS), aunque también acoge a importantes facciones rebeldes.

Si Erdogan y Rohani abogaron por la necesidad de proteger a los civiles, el emisario de la ONU para Siria, Staffan de Mistura, defendió el viernes medidas concretas ante el Consejo de Seguridad reunido en Nueva York para abordar la cuestión de Idlib.

La cumbre estuvo marcada por un duelo de declaraciones entre los presidentes turco, Recep Tayyip Erdogan, y ruso, Vladimir Putin.

A Idlib afluyeron decenas de miles de rebeldes y civiles evacuados de los bastiones insurgentes conquistados por el ejército sirio en el resto del país, como los de Alepo o Guta Oriental.

En Idli elo último baluarte de los opositores, y sus alrededores viven cerca de 3 millones de civiles.

En las últimas semanas, los bombardeos contra Idleb se han multiplicado y varios medios de comunicación han revelado que Rusia está concentrando en el Mediterráneo su mayor presencia naval desde que inició su intervención en Siria, en 2015.


El mismo día, Rusia advirtió que el Frente al Nusra prepara una escenificación en la zona de distensión de Idlib con apoyo de la Inteligencia británica, con el fin de culpar a Damasco de la utilización de armas químicas.

Siria ha sido devastada por años de violento conflicto militar, con las fuerzas del gobierno luchando contra múltiples grupos militantes y terroristas.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha advertido de que el ataque que planea el régimen de Siria sobre la región de Idlib sería una acción "imprudente" dentro de un "conflicto que ya es trágico" y ha subrayado que, si el mandatario sirio, Bashar al Assad, "elige usar de nuevo armas químicas", habrá una respuesta "rápida y apropiada" por parte del país norteamericano.

En abril, los occidentales habían lanzado ataques de represalia contra el ejército sirio.

La ONU advirtió de que una posible operación en Idlib podría causar el desplazamiento de entre 250.000 y 700.000 personas.

Sin embargo, Rusia calificó de preocupante la situación en Idlib al señalar que el "nido terrorista es esa provincia socava los esfuerzos para una solución política en Siria. Esto, por supuesto, está en la agenda de todos los contactos de Rusia, en todos los niveles", declaró el miércoles el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov.

Noticias relacionadas



[an error occurred while processing the directive]